Doctor Krouv

Ficha del libro:

Autor: Alexandr Herzen

Traducción: Sara Gutiérrez

Prólogo: Enrique López Viejo

Ilustración: Frida Stenmark

112 páginas

14,90 Euros

ISBN: 978-84-941235-4-2

Febrero 2014

Doctor KrupovEl narrador de Doctor Krupov  (1847), álter ego del autor, es el portavoz de una desencantada visión de la vida, colmada de un resignado pesimismo que recuerda al de ese otro doctor del Tío Vania, de Chéjov. En su discurso, cargado de ironía, arremete contra ese obtuso afán por legitimar el comportamiento irracional de los hombres, la insania cotidiana que supone permitirles continuar existiendo de acuerdo con absurdas tradiciones. Para Krupov, la locura es una constante omnipresente a lo largo de los tiempos, sin distinciones sociales ni culturales, lo que convierte a la Historia en la auténtica «autobiografía de un loco».

En La urraca ladrona  (1848), la otra nouvelle que completa este volumen, el diálogo mantenido entre distintos personajes en torno a la condición de la mujer y a los roles femeninos en el teatro da pie a la narración de la vida de Aneta. La historia de esta extraordinaria actriz de provincias caída en desgracia servirá a Herzen para denunciar la injusticia del sistema de servidumbre, que no sería abolido hasta 1861.
 

  • Alexandr Herzen nació en Moscú en 1812. Hijo natural de un noble, empleó su privilegiada situación para combatir el autoritarismo y el régimen de servidumbre imperantes bajo el zarismo. Se convirtió así en un destacado pensador y revolucionario que forjó en sus escritos el proyecto de una vocación democrática vinculada a la tierra, expresión de la verdadera voluntad del pueblo. Su lucha se desarrolló en Rusia hasta que, tras varias detenciones y condenas, decidió abandonar su patria. Pero su combate prosiguió en el exilio, donde fundó la revista La campana  y publicó numerosas obras de autores prohibidos en su país. De entre su extensa y valiosa producción destaca su monumental libro de memorias políticas y recuerdos personales El pasado y las ideas, uno de los grandes textos rusos del siglo XIX. Murió en París en 1870.

Prensa